ENVÍOS CON
TOTAL DISCRECIÓN

MONTEVIDEO - INTERIOR
ENVÍOS EN EL DÍA

La falta de deseo sexual y como prevenirla

08-11-2017

 

Entendemos por deseo sexual: a un impulso de carácter instintivo y/o psicológico que incita a la persona hacia las conductas sexuales.

El deseo sexual  está determinado por una serie de factores de carácter biológico, psicológico y social que influyen en el desempeño del mismo en nuestra vida cotidiana.

El deseo sexual no siempre es constante a lo largo de nuestra vida y tampoco todas las personas lo perciben con la misma intensidad.

Por el estilo de vida o la etapa en la que estamos pasando es normal que tengamos subidas y bajadas por el interés sexual.

Dentro de las preguntas más típicas están si hombres y mujeres lo ven o sienten de la misma manera y para esa aclaración como ya lo mencionamos  no existe una cantidad de deseo sexual "normal", pero dentro de las diferencias que podemos encontrar si esta la manifestación del deseo que no siempre es semejante entre sí. En grados generales las mujeres le adjudicamos gran parte de nuestro deseo a lo afectivo mientras que los hombres lo encauzan de una manera más rápida y práctica.

Otras de las grandes interrogantes es cómo podemos detectar si nos está pasando y para eso armamos una breve lista que puedes responder para hacerte una auto evaluación....

 

  • Escasea las fantasías sexuales y de pensamientos sobre temas sexuales.
  • Rechazar las relaciones sexuales, inventarse excusas para no tener prácticas sexuales.
  • No disfrutar de las relaciones sexuales, no concentrarse en ellas cuando se practican, considerarlas prescindibles en nuestra vida o en nuestra relación.
  • Tener frecuentes desacuerdos con la pareja en cuanto al grado de deseo sexual o a la frecuencia de las relaciones.

 

En caso de darnos cuenta que tenemos este problema siempre podemos tratarlo con algún especialista y compartirlo sin culpa con nuestro vinculo.

Dentro de los recursos que tenemos para recuperarnos están.

  • Mejorar la  comunicación entre  la pareja, hablar de los gustos de cada uno, de los problemas mutuos, y expectativas ante la sexualidad.
  • Tener una actitud abierta al cambio de comportamiento, estar dispuesto a poner en práctica nuevas formas de relacionarse.
  • Asumir,  que los problemas sexuales de la pareja son responsabilidad de los dos y no  uno de ellos.

 

Espero que con esta información podamos estar todos mejor y tener una mejor calidad de vida.

Muy buen sexo para todos, saludos.

 

Mariana Dollonartt – Educadora Sexual

Facebook: mariana-dollonartt